Semanas Musicales: San Juan de la Costa y Puerto Montt fueron escenario de dos conciertos gratuitos

 

Estos conciertos de las tradicionales Semanas Musicales de Frutillar son con entrada liberada y se realizan en diversos puntos de la región y el país.

Dos fueron los conciertos ofrecidos durante la jornada del viernes 31 de enero en el marco de los conciertos de extensión de las Semanas Musicales 2020. El primero se realizó en el sector rural Misión, en la comuna de San Juan de la Costa, mientras que el segundo se desarrolló en dependencias del hospital Dr. Eduardo Schütz Schroeder de Puerto Montt.

El primero de estos conciertos fue encabezado por los guitarristas Manuel Macías y Eduardo Larrachea, quienes integran el Dúo Macías-Larrachea. El lugar de la presentación fue la iglesia San Juan Bautista del mencionado sector rural, lugar en que el público disfrutó de un variado repertorio el que, además, ofreció algunas sorpresas llegando al final.

“Presentamos un programa variado”, indica Larrachea sobre el repertorio de esta jornada. “Tratamos de mezclar influencias europeas, que es de donde viene la tradición de la guitarra clásica, con compositores latinoamericanos que también tomaron elementos de la música tradicional del continente. Entonces tenemos música de compositores como Fernando Sor, que es español y que también toma elementos del folclor español, y música brasileña y también chilena”.

A partir de las 18:30 horas se inició el programa musical que el Chak Dúo preparó para el público del hospital de Puerto Montt. Integrado por Marcela Lillo en piano y Felipe González en percusión, su repertorio ofreció piezas presentadas durante la jornada del día jueves 30 de enero, oportunidad en que el dúo ofreció un concierto de mediodía en el anfiteatro Lago Llanquihue del Teatro del Lago.

Sobre este concierto la Dra. Mónica Winkler, directora del centro hospitalario, dijo estar muy orgullosa de contar con “un concierto de extensión de las Semanas Musicales en el auditórium del hospital de Puerto Montt”. La profesional de la salud explicó que tienen un convenio con la corporación cultural que data del año 2015, el que les ha permitido realizar varios de estos conciertos.

Por su parte Flora Lopetegui, vicepresidenta de la Corporación Cultural Semanas Musicales de Frutillar, agradeció a la concurrencia su presencia e indicó que “los conciertos de extensión nos tienen muy orgullosos (…). Vamos a distintas comunidades, tanto en la región como en otras partes” del país. Pero este no es el único concierto que se hace en un centro hospitalario. En ese sentido, Lopetegui indicó que “tenemos incluidos en los conciertos de extensión, el hospital de Río Negro”, concierto que se realizará el próximo martes 4 de febrero.

Intercambio intercultural

Macías y Larrachea llegaron hasta el sector rural Misión con más de un propósito. Previo al concierto ofrecido durante esta jornada, ambos músicos se reunieron durante la mañana con un grupo de músicos locales, pertenecientes a la etnia mapuche-huilliche, con quienes intercambiaron experiencias y conocimientos en torno al arte musical.

Matías Quillapán, uno de los cultores locales que participó de este intercambio de saberes, dijo que esta experiencia fue “muy bonita”. Director del conjunto mapuche-huilliche Quetrán Mapu, Quillapán indicó que “compartimos nuevas ideas con los jóvenes que están participando de las Semanas Musicales de Frutillar. Muy linda experiencia haber compartido con ellos, haber tocado juntos, haber escuchado sus lindas melodías en guitarra, así que feliz por eso”.

Para Larrachea “la experiencia de poder compartir directamente la tradición musical de la gente de acá, resultó ser muy especial y enriquecedora”. Según cuenta el guitarrista, “no había tenido una oportunidad así anteriormente y creo que se vivió un intercambio muy interesante, en el que cada uno mostró lo que hace y cada uno se sorprendió con cosas nuevas que no habían visto, que no habían hecho”.

Finalizando el concierto de Macías y Larrachea, ambos grupos de músicos lograron improvisar algunas piezas propias de la zona, cargadas de la identidad ancestral local. Así, de un concierto exclusivamente de guitarras se pasó a uno con una serie de instrumentos como son la trutruca, el trompe y bombo. “Nos sentimos muy bien recibidos, incorporados en el proceso de tocar la música”, aduce Larrachea, sobre esta improvisación. “Fue una experiencia muy enriquecedora”, concluye.

Estos dos conciertos, al igual que todos los conciertos de extensión, contaron con entrada liberada, algo que es posible gracias a que se encuentran acogidos a la Ley de Donaciones Culturales y cuentan con apoyo del 6% del Fondo Nacional de Desarrollo Regional de Los Lagos (FNDR) 2019 del Gobierno Regional de Los Lagos.