Cuatro proyectos fueron aprobados en la primera sesión ordinaria de la Comisión Regional de Uso del Borde Costero en la región de Los Lagos

Intendente comentó que los temas tratados benefician a las comunas de Ancud, Cochamó, Calbuco y Puerto Montt.

Durante la primera la primera sesión ordinaria de la Comisión Regional de Uso del Borde Costero (CRUBC) en la región de Los Lagos, presidida por el intendente regional, Harry Jürgensen, cuatro importantes proyectos presentados por el Gobierno Regional fueron aprobados.

El jefe regional explicó que se trataron los siguientes temas; la solicitud de un Espacio Marino Costero de pueblos originarios denominado “Quetalmahue”, en la comuna de Ancud, que fue solicitado por la comunidad indígena Buta Lauquén Mapu que agrupa a 13 socios y contempla 37,62 hectáreas; y, presentación y propuesta de opinión de una solicitud de Concesión Marítima menor TRUSAL, en un lugar denominado Llaguepe, en la comuna de Cochamó.

Además, se discutieron otros dos proyectos; Concesión Marítima menor solicitado por la Comercializadora Nutreco, ubicada en la Bahía Pargua, en el Borde Costero, comuna de Calbuco. Y, la cuarta concesión también aprobada, corresponde a una solicitud de Concesión Marítima Mayor que fue presentada por el Puerto Punta Caullahuapi y se refiere a la Bahía Chincui en la Península de Caullahuapi, en el borde costero de la comuna de Puerto Montt.

En la instancia la máxima autoridad regional comentó que “todas estas concesiones y espacio costero fueron aprobados y corresponden a distintas inversiones que se realizan en estos proyectos. Por ejemplo, en el caso de la empresa Trusal, se refiere a una instalación de una salmoducto, inversión del orden de 32 millones de dólares, que no es menor. En el caso de la comercializadora Nutreco, se trata también de una instalación y operación de un sistema de aducción y descarga intermareal, de agua de mar. Para el caso de Puerto Montt, se trata de la construcción y operación de un muelle multipropósito con explanada portuario y patio de operaciones, con instalaciones en oficinas, galpones, talleres, etc, y se trata también de una inversión cuantiosa en una superficie de más o menos 6 hectáreas”.

A ello agregó que “todo esto significa mejorar nuestras instalaciones, mejorar la productividad con el afán de generar más y mejores empleos a través de estas inversiones que aprobó la CRUBC”.

Comenta en Facebook